10 Fertilizantes orgánicos caseros para tu huerta

10 Fertilizantes orgánicos caseros para tu huerta

- en En casa, Plantas
953
0

Para los que tengan ganas de empezar a cultivar su propia comida, hacer crecer sus flores, tener sus propias plantas medicinales, en la entrada de tu casa, en tu jardín o en tu huerto urbano, lo importante es empezar ya! Pero a menudo no es fácil y toda ayuda es poca. De forma natural, y casi siempre barata, vamos a poder aportar a nuestras plantas nutrientes extras que les ayudaran a crecer mas sanas y fuertes.

Aquí compartimos una pequeña muestra de fertilizantes caseros que iremos ampliando poco a poco:

Estiércol

estiercol de gallinaza

No hay mejor manera de enriquecer el suelo de tu huerta que con estiércol. Puedes comprarlo en lugares especializados o, mejor aún, producirlo, si tienes animales como gallinas, cabras y conejos. Las heces de estos últimos son los que tienen la tasa más alta de nitrógeno y pueden ser utilizadas directamente en la tierra. Los de otros animales, en general, deben estar bien tratados antes (compostaje).

Humus de lombriz

Como Hacer Humus De Lombriz

Uno de los mejores abonos que podemos añadir a nuestras plantas, el humus de lombriz, y lo mejor de todo, totalmente gratuito, sin necesidad de que gastemos mas que en conseguir las lombrices californianas.

Enraizante natural con lentejas

Enraizante natural con lentejas

Vamos a ver cómo podemos hacer que esos esquejes que ponemos en macetas, semilleros o en botellas de agua, nos enraízan mucho mejor sin tener que comprar ningún producto químico y sobre todo pudiendo ahorrar dinero y hacerlo en casa de una forma sencilla y rápida.

Té de banana

Té de plátano

Sirve para aportar el potasio que necesitan las plantas. Hay muchos cultivos a los que les es interesante este aporte de potasio, como pueden ser las zanahorias, las habas, etc..

Es muy común también en la época de floración aplicar este té, que es precisamente cuando mas potasio precisa la planta para sacar la flor. En riegos, cada 15 días, será mas que suficiente para no le falte de nada.

Fertilización con recortes de hierba

¿El césped no está tan verde como te gustaría? No te preocupes, puedes usar la hierba recién cortada, que se descompone rápidamente, para enriquecer el suelo de nutrientes y hacer que tu césped esté más verde que nunca. Para esto necesitas llenar un recipiente de 20 litros con recortes de césped, o incluso con malas hierbas. Añade agua y deja reposar durante un día o dos. Diluye mezclando una taza de hierba líquida con 10 tazas de agua y aplíquela sobre la base de las plantas.

Fertilización con granos de café.

Si te encanta y tomas demasiado café, no tires los posos a la basura ya que son una excelente fuente de nitrógeno para el suelo, además de ser rica en antioxidantes. Agregar los granos para su compostaje o espolvorear directamente sobre el suelo.

Cascaras de Huevos.

Como añadir calcio a nuestras plantas con cascaras de huevo

Las cáscaras de huevo son un ingrediente interesante para nuestro jardín. Tienen un doble beneficio, se pueden utilizar como fertilizante o como repelente, en trozos o triturado. Machacado, rociar el polvo en la base de tus plantas, o en piezas, creando una especie de anillo en la base de la planta: esta barrera puede guardarlas de los caracoles y algunas orugas.

Hacer compost

El compost es definitivamente uno de los métodos más sencillos y eficaces para enriquecer el suelo y hacer que tu jardín o huerto sea más productivo. Lo que se necesita son restos de comida y todas las sustancias ricas en nitrógeno, como hierba, hojas o paja. Se puede hacer compostaje incluso viviendo en la ciudad.

Plantar lavanda

lavanda

Aparte de la cantidad de usos que podemos dar a la lavanda en casa, como perfumes o jabones, su beneficio en la huerta es muy conocido por el simple hecho de que atrae grandes polinizadores que nos ayudaran a aumentar la producción de nuestro huerto, polinizando mayor cantidad de flores.

Cenizas de madera

La ceniza de madera es rica en en potasio y en fósforo. Preparar un fertilizante casero rico en fósforo es muy sencillo, solo tenemos que recoger la ceniza de la madera quemada y diluirla en agua.

Como hemos visto, puedes hacer mucho para ayudar a crecer a tus cultivos sin el uso de productos químicos y contaminantes. Una vez más es la naturaleza quien nos da las soluciones a los problemas.

Fuente: https://ecoinventos.com/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Alfajores rellenos de dulce de leche: irresistibles

Es imposible negarse a este gustito dulce, existen