El misterioso rayo bola

El misterioso rayo bola

El primer rayo en bola fue descrito por Nikola Tesla en 1904, y a pesar de los intentos por encontrar una explicación científica, a día de hoy no hay un respuesta aceptada por todos.

Los rayos son uno de los fenómenos meteorológicos más poderosos que existen. Sabemos que son descargas eléctricas que se producen en las tormentas como consecuencia de una redistribución de las cargas eléctricas. Pueden producirse en el interior de las nubes, de una nube a otra o entre esta y la superficie terrestre.

Pero también existen otro tipo de ‘rayos’, menos comunes y poco conocidos que siempre han despertado mucha inquietud y asombro en aquellos que han podido contemplarlos. Estos fenómenos atmosféricos insólitos son los llamados rayos en bola o rayos globulares.

¡Rayos y centellas! ¿Qué son estos fenómenos?

En realidad, no son rayos propiamente dichos, ya que no tienen el mismo proceso de formación que estos. Si nos encontráramos con un rayo en bola, también llamado centella, podríamos describirlo como una especie de globo luminoso de un tamaño que puede ir de unos pocos centímetros a decenas de ellos. Aparece asociado a tormentas eléctricas y suele presentar un movimiento errático, incluso a veces se los ha visto seguir los cables de la luz o explotar repentinamente.

Cuando aparecen, es muy difícil inmortalizarlos, ya que duran apenas unos segundos o como mucho un minuto.

Su color también es cuanto menos llamativo, ya que puede tener un tono naranja o rojizo, aunque algunas observaciones fiables han documentado tonalidades azules.

¿Cómo se producen los rayos en bola? Teorías para todos los gustos

Ante esta visión, no resulta nada extraño que hayan surgido hipótesis y teorías para todos los gustos para tratar de explicar la formación de los rayos en bola.

El primer rayo en bola fue descrito por Nikola Tesla en 1904 y a pesar de los intentos por encontrar una explicación científica unificada lo cierto es que la comunidad no se pone de acuerdo.

En 2012, un equipo de científicos chinos capturó accidentalmente un rayo en forma de bola con la cámara y realizaron una serie de mediciones.El estudio se publicó en   Physical Review Letters.  Registraron un rayo en bola durante una tormenta en Qinghai.

La bola se elevaba cinco metros sobre el suelo y se movió 15 metros antes de desaparecer.

Descubrieron que existían elementos del suelo dentro de la esfera. Esta teoría establece que un rayo vaporiza los productos químicos dentro del suelo, que luego se mezcla con el oxígeno en el aire y se ilumina.

Podría tratarse de algún tipo de plasma en interacción con campos electromagnéticos

Posteriormente, en el año 2018, los físicos recrearon una bola de energía en un laboratorio que se asemeja a un rayo de bola. Descubrieron que el campo magnético se enredaba sobre sí mismo, lo que hacía que la energía creciera en forma de bola. Hasta la fecha la más común es que podría tratarse de algún tipo de plasma en interacción con campos electromagnéticos, aunque esta teoría presenta también ciertas carencias a la hora de poder explicar por completo el fenómeno.

Vía: QUO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

¿Conocés las asombrosas abejas azules?

La abeja de por sí es un insecto