La lluvia de meteoros de las Leónidas tendrá su máximo esta noche

La lluvia de meteoros de las Leónidas tendrá su máximo esta noche

- en Astronomía, Ciencia, Fotografías
345
0

Meteoros

La lluvia de meteoros de las Leónidas está asociada con el Cometa Tempel-Tuttle. El radiante se ubica en la constelación de Leo, cerca de la estrella Regulus. Este año, el máximo ocurrirá a las 04:00 UTC del 18 de noviembre de 2015. Se esperan hasta 15 meteoros por hora durante el máximo en lugares con poca contaminación lumínica. El mejor momento para observar a las Leónidas será tres horas antes del amanecer del día 18. La lluvia será visible desde cualquier país.

Meteoros

Las Leónidas también son conocidas por producir bólidos, los cuales producen explosiones y rastros de luz más persistentes que un meteoro normal. Esto se debe a que los bólidos son provocados por partículas más grandes de lo común. Los bólidos pueden alcanzar magnitudes superiores a -3,0. Otra de las peculiaridades de los meteoros de las Leónidas es su velocidad, alcanzando hasta 71 km por segundo, Están entre los meteoros más rápidos que hay.

Cada 33 años, aproximadamente, se pueden producir tormentas de Leónidas que pueden alcanzar desde cientos hasta miles de meteoros por hora durante el máximo, y dependiendo de la ubicación del observador. Se le considera tormenta cuando supera los mil meteoros por hora. Observadores en 1966 experimentaron una tormenta espectacular de Leónidas, se pudieron ver miles de meteoros por minuto impactando la atmósfera terrestre, durante un periodo de 15 minutos. La última tormenta de Leónidas ocurrió en el 2002.

Los fragmentos del escombro que interactúan con nuestra atmósfera para crear a las Leónidas, se originan del Cometa 55P/Tempel-Tuttle, al cual le toma 33 años en completar una órbita alrededor del Sol.

Meteoros 1

 

Vía: eluniversohoy.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Los bosques acuáticos en China que siguen un singular orden

La superficie verde aterciopelada con mechones Parece una almohada