«La mancha del sur» el rastro de la sequía extrema

«La mancha del sur» el rastro de la sequía extrema

- en Ciencia, El clima, El tiempo atmosférico
523
0

La mancha del sur, ubicada al este de Australia y Nueva Zelandia, surgió hace unas cuatro décadas, probablemente causada por una disminución natural de las precipitaciones en el Pacífico tropical central.

 En el suroeste del océano Pacífico, hay una enorme región de agua inusualmente cálida que cubre un área del tamaño de Australia, conocida como «la Mancha del Sur».

A varios miles de kilómetros de distancia, en Sudamérica, Chile ha estado experimentando una megasequía durante más de una década, con una disminución de las lluvias y el suministro de agua.

En la superficie, estos dos eventos no tienen nada que ver entre sí, pero, según encontró un nuevo estudio, están vinculados por fuerzas invisibles de presión y circulación atmosférica global.

En las películas de ficción hemos visto cientos de teorías sobre cómo podría terminar la vida en la Tierra. Hay desde invasiones alienígenas hasta fenómenos naturales o bien la escasez de recursos naturales. Desafortunadamente, los últimos años esas teorías han parecido más posibles con el cambio climático y la “mancha del sur” (tal como un título cinematográfico) anuncia una posible sequía en el océano Pacífico.

¿Qué es la “mancha del sur”?

La mancha es una zona de agua inusualmente cálida que se cree que provoca sequías tras su paso. Se cree que surgió en el suroeste del océano Pacífico hace unos 40 años, debido a la disminución de las lluvias y al aumento de las emisiones de efecto invernadero, es decir, al calentamiento global.

Hasta ahora, la “mancha del sur” ocupa alrededor del 3% del Pacífico Sur y se extiende por el este de Australia y Nueva Zelanda. Aunque su extensión podría ser ligera ante nuestros ojos, la realidad es que su crecimiento se está exacerbando la sequía en distintos países, pero ¿cómo lo logra?

El agua caliente que causa sequía

En esencia la “mancha del sur” nació de la falta de lluvia. Pero ¿cómo el agua produce sequía? Bueno, la temperatura cálida del agua de la mancha calienta el aire que se encuentra a su alrededor, esto produce una afluencia de presión. Es decir, una cresta que cambia la forma en que se acomodan las tormentas y en lugar de dejarlas en América, las envía a la Antártida.

Tal vez por esta razón no sea tan sorprendente que lloviera por primera vez en un glaciar, después de todo la “mancha del sur” provoca cambios en las tormentas y su ciclo. Además, esto explicaría por qué distintos países de Sudamérica enfrentan graves sequías.

Chile, el epicentro de una sequía en aumento

De acuerdo con el Journal of Climateaunque la mancha está mucho más cerca de Australia que de Chile o el resto de América del Sur, por alguna razón está impactando mucho más la humedad que se produce en esas zonas del planeta.

“Encuentro muy preocupante ver que el cambio climático causado por el hombre está amplificando la severidad de las mega sequías. Tales sequías son responsables del colapso de civilizaciones históricas como los mayas o la dinastía Ming, y pueden desestabilizar culturas modernas” – Andreas Preen, científico del clima del Centro Nacional de Investigación Atmosférica.

La “mancha del sur” es un fenómeno en cierto sentido nuevo, tiene menos de 50 años en existencia. Sin embargo, su severidad climática anuncia escenarios determinantes para nuestra supervivencia. Tal vez por ahora no resentimos con tanto ímpetu las transformaciones en los ciclos de la Tierra, pero esta es una crisis anunciada y no podemos esperar a atenderla.

Con información de: https://ecoosfera.com/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Currently you have JavaScript disabled. In order to post comments, please make sure JavaScript and Cookies are enabled, and reload the page. Click here for instructions on how to enable JavaScript in your browser.

También te puede interesar

Es récord: según el Guinness esta es la mayor superficie deforestada

Según el mundialmente conocido libro Guinnes, este año,