¿Por qué este 21 de junio será el día más corto del año?

- en Astronomía, Ciencia, Curiosidades y rarezas
1072
0

En el hemisferio sur, se vive con la llegada del invierno, la jornada con menos luz solar.

 El 21 de junio es el día en que se produce el solsticio de invierno en el Hemisferio sur del planeta, por lo que vivimos el día más corto del año y la noche más larga.  Este año, el Solsticio de Junio se dará a las  las 06:17 hora Argentina. El momento en el que el Sol alcanza el punto más alejado al norte del ecuador celeste, marcando el inicio del verano en el Hemisferio Norte y del invierno en el Hemisferio Sur.

Los horarios del amanecer y el atardecer se modifican bastante en relación a lo que sucede durante los meses de verano, pero será este jueves el día con menos horas de luz de todo el año.

El solsticio de invierno se produce cuando los rayos caen directamente sobre el trópico de Cáncer. En el Hemisferio Norte ocurre el fenómeno opuesto, por lo que tienen su día más largo y su noche más corta.

El solsticio de invierno marca también el paso del otoño al invierno, al mediodía el sol alcanza el punto más bajo de todo el año.

Los pueblos Quechuas, Aymaras, Kollas, Rapanui y Mapuches celebran el año nuevo indicado por el solsticio de invierno, como una época de purificación y renovación.

Los solsticios son los momentos del año en los que el sol alcanza su mayor o menor altura aparente en el cielo, y la duración del día o de la noche son las máximas del año, respectivamente.

Astronómicamente, los solsticios son los momentos en los que el Sol alcanza la máxima declinación norte (+23º 27’) o sur (?23º 27’) con respecto al ecuador terrestre.



                
                
                

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar

Fenómenos ópticos atmosféricos. ¿Qué son?

El color azul del cielo es algo tan habitual que ya no nos llama la atención y, sin embargo, la variedad de tonalidades, que cambian de día en día y de un punto a otro del cielo, es casi infinita. En este plano se producen, Halos de sol, Luna, arco iris, iridiscencias y otro tipos de fenómenos ópticos atmosféricos.