Sputnik, el primer satélite de la humanidad que abrió la era de la chatarra espacial

Sputnik, el primer satélite de la humanidad que abrió la era de la chatarra espacial

- en Ciencia, Desde el espacio
750
0

El 4 de octubre de 1957 fue lanzado desde el cosmódromo de Baikonur, en Kazajistán –por entonces, una república de la Unión Soviética o URSS–, el Sputnik 1, el primer satélite artificial.

El Sputnik 1 fue el primero de varios satélites lanzados por la Unión Soviética en su programa Sputnik, la mayoría de ellos con éxito. Se trataba de una esfera brillante de aluminio, de 58 cm de diámetro, provista de cuatro finas antenas de 2,4 a 2,9 metros de longitud. Su órbita alrededor de la Tierra distaba de la superficie de modo variable, con un apogeo de 950 kilómetros, que fue disminuyendo hasta 600, y un perigeo de unos 200.

Décadas más tarde, nuestro planeta ahora está rodeado por naves espaciales que realizan un trabajo extraordinario para estudiar nuestro tiempo cambiante, salvar vidas después de desastres, brindar servicios de comunicación y navegación globales y ayudarnos a responder preguntas científicas importantes.

Pero estos satélites están en riesgo. Las colisiones accidentales entre objetos en el espacio pueden producir enormes nubes de escombros que se mueven rápidamente. Estas nubes pueden extenderse y dañar satélites adicionales con efecto en cascada, lo que eventualmente hace que las órbitas más útiles alrededor de la Tierra ya no sean seguras para las naves espaciales o las personas.

Los satélites de hoy tienen que realizar maniobras de evitación de colisiones para evitar un posible impacto con escombros. Estos son costosos y ya se emiten cientos de alertas para evitar colisiones cada semana.

Y esto no es nada comparado con lo que viene. Varias empresas han comenzado a lanzar megaconstelaciones en órbita terrestre baja para proporcionar acceso global a Internet. Tienen grandes beneficios, pero podrían ser una fuente de grandes trastornos si no cambiamos nuestro comportamiento.

Nuestros métodos actuales para evitar colisiones en el espacio se volverán inadecuados en solo unos pocos años, e incluso el cumplimiento de las pautas de mitigación de desechos espaciales puede que ya no sea suficiente.

Es hora de actuar

La ESA está desarrollando tecnologías para un sistema automatizado de prevención de colisiones, así como métodos para repostar, reparar y actualizar satélites en órbita, prolongando la vida útil de las misiones y reduciendo potencialmente el número de satélites nuevos que deben lanzarse.

La ESA también está trabajando en misiones de eliminación de escombros que volarán hasta naves espaciales muertas y objetos de escombros, los capturarán y los llevarán a un lugar seguro, ya sea enviándolos para que se quemen en la atmósfera de la Tierra o suban a las ‘órbitas de cementerio’.

Al llegar al espacio, hemos traído enormes beneficios a la Tierra, proporcionando tecnologías que enriquecen nuestras sociedades, conectan a las personas de formas previamente inimaginables y nos brindan una perspectiva y una comprensión increíbles de nuestro planeta.

Sabemos lo que sucederá si continuamos en nuestro camino actual, pero también sabemos exactamente lo que tenemos que hacer para cambiar ese destino y asegurar que el acceso de la humanidad al espacio esté garantizado para las generaciones futuras.

ESA – Agencia Espacial Europea

Vía: https://www.tiempo.com/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Currently you have JavaScript disabled. In order to post comments, please make sure JavaScript and Cookies are enabled, and reload the page. Click here for instructions on how to enable JavaScript in your browser.

También te puede interesar

El calor no afloja: El pronóstico del tiempo para el miércoles 27

Pronóstico del tiempo para el miércoles con el