Un mapa global de impacto climático

Un mapa global de impacto climático

El mapa recién publicado se basa en datos obtenidos de más de 100.000 estudios de impacto climático, junto con tendencias de datos en temperatura y precipitación.

El cambio climático ya es un hecho real, más allá de cualquier incertidumbre científica. El cambio climático ya llegó y podemos verlo. El aumento global promedio de temperatura ya se encuentra en los 0,8ºC (en relación a los registros del último siglo).

Como consecuencia, ya enfrentamos pérdida de biodiversidad, derretimiento de glaciares, fenómenos climáticos extremos, acidificación de océanos, cambios en los hábitats, etc. Estos impactos repercuten en las comunidades, afectando gravemente a 325 millones de personas, causando 300 mil muertes y generando pérdidas de US$ 125 mil millones por año, en todo el mundo. Los impactos actuales del cambio climático son severamente preocupantes, pero un aumento de la temperatura global promedio de 2ºC , llevaría a impactos proyectados mucho más peligrosos e irreversibles.

Una radiografía mundial

Hay muchas cosas complicadas en el campo relativamente nuevo de la ciencia de la atribución en el cambio climático, pero un equipo de científicos que utiliza una técnica de aprendizaje automático dice que espera que un mapa global completo que han creado agregue algo de claridad sobre los impactos climáticos.

El mapa recién publicado se basa en datos obtenidos de más de 100.000 estudios de impacto climático, junto con tendencias de datos en temperatura y precipitación. Entre otros hallazgos, los autores concluyen que, según los resultados del mapa, alrededor del 80% del planeta (y el 85% de la población mundial) ya ve los impactos del cambio climático.

“Nuestro estudio no deja dudas de que la crisis climática ya se puede sentir en casi todas partes del mundo”, dijo Max Callaghan, un postdoctorado en el Instituto de Investigación Mercator de Alemania sobre Bienes Comunes Globales y Cambio Climático. El trabajo, completado en conjunto con Climate Analytics, fue publicado el lunes en la revista Nature Climate Change .

El mapeo incluye datos extensos relacionados con el clima que fueron geolocalizados para temperatura y precipitación. El algoritmo utilizado por los investigadores para “leer” la literatura climática fue capaz de extraer cada impacto climático específico, identificar el impulsor climático subyacente y codificar la ubicación geográfica.

Big data sobre el impacto climático

Los investigadores dicen que el poder de sus fuentes de “big data” ha creado un nuevo recurso destinado a informar la política climática en el futuro.

“Nuestro mapa mundial de impactos climáticos proporciona orientación para la lucha global contra el calentamiento global, para evaluaciones de riesgo regionales y locales y también para medidas de adaptación específicas”, dice Callaghan. Al mismo tiempo, los autores del artículo señalan que el mapa de aprendizaje automático no sustituye a la evaluación climática de expertos.

“En una era de ‘gran literatura’, es un complemento invaluable”, señalan los autores del artículo. “El uso del aprendizaje automático significa que consideramos más evidencia de la que sería factible de otra manera, mostrando dónde la evidencia parece ser más frecuente y dónde se pueden observar brechas importantes”.

Esas lagunas se hicieron obvias durante la investigación porque los científicos no pueden mapear muy bien ciertas áreas del planeta con datos que no tienen. Los países de bajos ingresos que ya sienten los efectos del cambio climático no cuentan con la investigación basada en evidencias para respaldar la atribución local con confianza, a pesar de que el estudio incluye literatura de investigación de todas partes del mundo.

La ausencia de datos es fácil de visualizar en el mapa. Por ejemplo, partes de África occidental y franjas de Asia aparecen con evidencia que sugiere que el impacto climático ya está funcionando y que el cambio está relacionado con los humanos. Al mismo tiempo, no existe una imagen clara de cuáles son los impactos específicos en el ecosistema afectado.

“Los países en desarrollo están a la vanguardia de los impactos climáticos, pero nuestro estudio muestra que realmente hay puntos ciegos en los datos”, dice Shruti Nath, investigador de Climate Analytics y coautor del estudio. 

“La mayoría de las áreas en las que no podemos establecer la imputación están en África. La brecha de atribución tiene consecuencias concretas para la planificación de medidas de adaptación climática en estas regiones y también para el acceso a la financiación”.

Vía: https://www.ecoportal.net/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Currently you have JavaScript disabled. In order to post comments, please make sure JavaScript and Cookies are enabled, and reload the page. Click here for instructions on how to enable JavaScript in your browser.

También te puede interesar

El efecto de los volcanes en el clima a largo plazo

La lógica puede decirnos que, dado que se