Un productor correntino avistó una gigantesca anaconda en un campo

Una curiyú o también conocida como anaconda amarilla, fue vista en Corrientes en las últimas horas. 

Estos ejemplares tienen una vida muy larga, de entre 30 y 40 años, y a medida que se hacen más grandes se hacen más lentos sus movimientos, su desplazamiento se torna torpe y son muy pesadas

Se trata de una serpiente no venenosa que habita los esteros y zonas pantanosas. Sobre su aparición, el profesional escribió: “Normalmente, cuando son así tan grandes y voluminosas, son ejemplares hembras”.

Un avistamiento sorprendente

Mientras circulaba a bordo de su camioneta por los caminos de tierra lindantes a la estancia Tataré, ubicada en las inmediaciones de los Esteros del Iberá, Corrientes,  el productor agropecuario Alejandro Bresky  se topó con una postal inesperada que lo obligó a detener su marcha: una gigantesca anaconda amarilla que, según relató en video que subió a las redes sociales, tenía nada menos que unos 3 metros y medio de largo y entre 15 a 18 centímetros de grosor.

“Es un fantástico ejemplar de  curiyú. Debe tener tres metros o tres metros y medio. Hace años que no veía esto. Que bicho más lindo. Miren lo que es este animal, es tremendo, increíble”, se le escucha decir al sorprendido ingeniero agropecuario mientras circulaba por un camino terrado en medio del campo atravesado por el ejemplar de esta especie de serpiente que también es conocida como curiyú.

Nota que te puede interesar: Corrientes: los incendios barrieron con un 60% de las reservas naturales

Debe tener un diámetro de 15, 18 centímetros. Qué lindo animal, tremendo animal. Dale andáte, andáte. A estos bichos no se los puede tocar. Que se vaya, andate, andate. Viva la naturaleza y este ejemplar es fantástico. Es un regalo, es una bendición ver esto”, agregó Bresky, mientras se acercaba con cautela hacia la serpiente para grabarla lo más de cerca posible a la vez que trataba de alejarla de la ruta para evitar que muriera aplastada por algún vehículo.   

Anaconda Amarilla: especie tan grande como inofensiva

Aunque de carácter manso hacia las personas, la anaconda amarilla (Eunectes notaeus) o curiyú (espuma grande) es la más grande de los boídeos que habitan en la Argentina, ya que puede alcanzar hasta los 4 metros de largo y pesar cerca de 30 kilos.

Es una especie carnívora, que se alimenta mayormente de anfibios, aves (garzas), mamíferos de mediano tamaño (carpinchos y coipos), peces y de reptiles (pequeños yacarés),

De crecimiento somático relativamente rápido, en cautiverio la anaconda amarilla alcanza la madurez en menos de 4 años de edad, cuando el macho adquiere una longitud promedio de unos  1,70 metros, y la hembra más de 2,5 metras.

Nota que podes leer: La fauna silvestre en Corrientes con asistencia de Ambiente

Mientras los machos adultos son mucho más pequeños que las hembras, su piel es muy valiosa y buscada tanto por sus escamas, como por su diseño y por su enorme tamaño

Su hábitat natural ocupa una superficie de  aproximadamente unos 400.000 kilómetros cuadrados que abarcan la cuenca media del río Paraná y el río Paraguay, desde el este de Bolivia y sur de Brasil, a través del Paraguay, hasta los 31° Sur.

En la Argentina, donde se extiende por unos 120.000 kilómetros cuadrados, habita en las provincias de Corriente, Chaco, Formosa, norte de Santa Fe, norte de Entre Ríos y en el sur de Misiones, aunque está principalmente asociada a la región del Chaco Húmedo u Oriental.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar

Fenómenos ópticos atmosféricos. ¿Qué son?

El color azul del cielo es algo tan habitual que ya no nos llama la atención y, sin embargo, la variedad de tonalidades, que cambian de día en día y de un punto a otro del cielo, es casi infinita. En este plano se producen, Halos de sol, Luna, arco iris, iridiscencias y otro tipos de fenómenos ópticos atmosféricos.