Fotografías de de rayos crepusculares que te van a asombrar

Otras veces, los efectos ópticos son los protagonistas, creando juegos de luces y sombras proyectados en el cielo. En ese caso hablamos de los rayos crepusculares.

Durante la salida y en la puesta del sol el cielo muestra a menudo su cara más fotogénica: un desfile de colores en las nubes conforme avanzan los minutos que rodean al crepúsculo de la mañana o de la tarde… En función de la altitud de cada género nuboso y del momento del crepúsculo, los tonos son diferentes y van evolucionando.

Los rayos crepusculares son haces luminosos que parecen tener su origen en un único punto del cielo. Crean una alternancia de luces y sombras en el firmamento, y se pueden ver durante la puesta o la salida del Sol, cuando existe un mayor contraste entre luz y oscuridad. Para que se produzcan los rayos de luz deben encontrarse con algún obstáculo, como las nubes o un accidente geográfico.

 
 En el caso de la imagen superior, que tiene lugar sobre el mar, los rayos solares penetran a través de una masa de nubes. Este bellísimo fenómeno atmosférico también puede contemplarse a través de árboles, montañas o altos edificios.
 
La climatología es también un factor a tener en cuenta en la formación de rayos crepusculares. La lluvia y la nieve también pueden dispersar la luz, incluso las partículas de polvo en suspensión proporcionan un efecto crepuscular. Gran parte de la espectacularidad de los rayos crepusculares se debe a sus tonalidades. Pueden ser en tonalidades rojas y amarillas, o en tonos azulados, como los de la fotografía.
 
Estos rayos, que atraviesan nubes y objetos como si fueran espadas, columnas de aire iluminadas por el sol y separadas por oscuras regiones de sombra de nubes.
 
Por lo general, este fenómeno ocurre cuando objetos de gran tamaño, como montañas o árboles, ensombrecen los rayos de sol como si fueran nubes.
 
Rayos de luz penetrando los rincones entre las nubes, Rayos pálidos, rosados o rojizos que irradian por debajo del horizonte. Muchas personas confunden a este fenómeno con los pilares de luz.
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar

Fenómenos ópticos atmosféricos. ¿Qué son?

El color azul del cielo es algo tan habitual que ya no nos llama la atención y, sin embargo, la variedad de tonalidades, que cambian de día en día y de un punto a otro del cielo, es casi infinita. En este plano se producen, Halos de sol, Luna, arco iris, iridiscencias y otro tipos de fenómenos ópticos atmosféricos.